AES El Salvador apuesta por la sostenibilidad energética 

Revista El Economista - Especial Centroamérica Verde

El Economista - AES - Energía SostenibleGenerar energía asequible y con recursos no contaminantes es uno de los principales retos que actualmente encara el sector energético a nivel global. Esto ha motivado a AES El Salvador a impulsar nuevas formas de ejercer su actividad productiva bajo un enfoque sostenible de cara al bienestar de la comunidad y el medio ambiente, procurando responder al progresivo aumento de la demanda de energía, pero de tal manera que no se comprometan los recursos de las futuras generaciones.

Así, en los últimos años, la empresa ha realizado millonarias inversiones para desarrollar importantes proyectos de generación de energía limpia y con recurso renovable.

Generación responsable

A través de su planta AES Nejapa, un proyecto pionero en Centroamérica, AES genera 6 megavatios (MW) a partir del biogás que se obtiene del relleno sanitario, el cual es captado y conducido hacia la planta de generación, evitando su expulsión a la atmósfera y contribuyendo así a contrarrestar el efecto invernadero. El proyecto fue inaugurado en 2011 y representó una inversión de US$ 58 millones de dólares.

Asimismo, AES El Salvador cuenta con la planta de generación solar fotovoltaica AES Moncagua que, con una inversión cercana a los US$ 4 millones de dólares, en 2015 se convirtió en la primera planta de su tipo en el país. Posee una capacidad instalada de 2.5 MW producidos a través de más de 8 mil módulos fotovoltaicos de tipo policristalino. Además, cuenta con una estación de monitoreo climático que le permite analizar y confirmar su correcto funcionamiento.

Por su parte, Bósforo es la más reciente apuesta de AES El Salvador en línea con este nuevo enfoque energético sostenible. Inaugurado en 2017 y construido en asocio con la Corporación Multi Inversiones (CMI), con una inversión total de US$ 160 millones, representa un importante aporte para la diversificación de la matriz energética nacional al producir 100 MW de energía con fuente solar fotovoltaica. Consta de 10 plantas, las cuales estarán operando en su totalidad en el último trimestre de 2019. Este proyecto ha sido desarrollado bajo un concepto ambientalmente responsable, ya que sus paneles solares requieren poco mantenimiento y su limpieza se realiza con agua pluvial, lo que ahorra en el consumo de agua. También, la mayor parte de las estructuras y equipos electrónicos podrán ser reciclados en el futuro.

En su conjunto, todas estas apuestas evitarán cada año la emisión a la atmósfera de más de 375 mil toneladas de CO2. De esta forma, AES El Salvador apoya el compromiso asumido por la Corporación AES de reducir, de cara a 2022, la intensidad de las emisiones de carbono de sus operaciones globales en un 50%, y para 2030, en un 70%.

Finalmente, a través de AES Soluciones, la compañía contribuye a que sus clientes puedan evitar la emisión de aproximadamente 23 mil toneladas de CO2 anuales, gracias al desarrollo e implementación de proyectos de iluminación pública eficiente y de generación de energía con fuentes renovables para autoconsumo industrial y comercial, además de servicios de infraestructura e instalaciones eléctricas que garantizan un mayor aprovechamiento de los recursos energéticos.

De esta manera, AES El Salvador apoya al fortalecimiento de la sostenibilidad energética y medioambiental del país, dando respuesta a su misión de mejorar vidas, acelerando un futuro energético más seguro y sustentable.